Para la A.N. es mucho más grave ser rapero combativo, tuitero o independentista que un fascista con un arsenal de armas de guerra preparado para matar al presidente español…

Foto. Enorme arsenal capturado al fascista en Terrassa.

Fascista con arsenal de armas de guerra y que quería matar a Pedro Sánchez, noticia oculta y a un juzgado local. Titiriteros, antifascistas, raperos, jóvenes de Altsasu, por una pintada con rotulador o tuiteros… noticia de portada, presos en la dispersión y a la Audiencia Nacional

La policía catalana capturó en Terrassa el 19 de septiembre a un fascista, experto francotirador, que quería atentar contra Pedro Sánchez. Se trata de Manuel Murillo Sánchez, de 63 años, ‘con ansias de venganza contra el presidente por la orden de exhumación de los restos de Franco’. Es hijo de un alcalde franquista. La policía halló en la vivienda de este fascista un arsenal de 16 armas de fuego, incluidos rifles de alta precisión y un sub-fusil de asalto y enorme cantidad de munición. Decía estar dispuesto a “sacrificarse por España”

El detenido, un vigilante de seguridad privada, frecuentaba ambientes fascistas, y era capaz de modificar y construir armas cortas o largas.

Los Mossos solicitaron una orden de entrada y registro del domicilio de Murillo, donde hallaron 16 armas de fuego cortas y largas, incluido un fusil de asalto militar Cetme, un subfusil ametrallador checoslovaco Skorpion vz. 61 y cuatro rifles de alta precisión, capaces de acertar un blanco hasta a 1.500 metros de distancia. Además, en su coche llevaba dos pistolas, una de ellas modificada e ilegal.

El 21 de septiembre, el Juzgado de Instrucción número 4 de Terrassa, en funciones de guardia, acordó la prisión provisional del detenido en Brians-2. El 4 de octubre, después de que la Audiencia Nacional entendiera que el caso no era de su competencia, el Juzgado de Instrucción número 3 de la misma localidad ratificó el encarcelamiento. La investigación se ha abierto por conspiración para atentar contra autoridad con uso de armas, amenazas graves, tenencia ilícita de armas, municiones y explosivos y un delito de odio.

Foto de Manuel Murillo Sánchez.

Tras su detención, efectuada ya hace más de mes y medio, se avisó a Seguridad de la Moncloa, pero el Ejecutivo decidió que lo mejor era la discreción, así que no se comunicó el ‘incidente’. El 8 de noviembre, la prensa lo aireó y la indignación ha inundado las redes.

Todo el mundo (salvo los fascistas como él –Rosa Díez destaca el que era guardia jurado y que no tenía antecedentes penales-) hacen la siguiente comparación:

“Eres rapero, tuitero, titiritero, antifascista, solidario con los presos políticos o independentista: Asalto de tu casa, detención con cámaras, publicación de todos tus datos e imágenes, ingreso en cárceles ordenada por la A.N. Juicio, petición de terrorismo, insultos y criminalización diarias.

Eres un fascista hijo de fascista, experto en tiro y en armas, te detienen con un arsenal de guerra, pretendes matar al presidente del Estado. Ocultas la noticia, la ninguneas, y la A.N. se desentiende de tu caso”.

¡¿Vas a seguir hablando de igualdad ante la ley, estado de derecho y democracia?! Vosotros fascistas, sois los únicos terroristas

Un comentario sobre “Para la A.N. es mucho más grave ser rapero combativo, tuitero o independentista que un fascista con un arsenal de armas de guerra preparado para matar al presidente español…

  1. Antifa Contestar

    La prensa manipuladora dice que era un ‘lobo solitario’. Es absolutamente falso. El fascista que intentaba organizar en sus redes sociales el atentado estaba en un grupo whatsapp de militantes de VOX y participaba en los GDR, los fascistas que quitan lazos amarillos y han cometido acciones violentas en Cataluña, respaldados por PP y Cs. Ya hay prensa que le quiere limpiar el expediente: ‘Buena persona’ ‘Campeón en competiciones’… y eximentes ‘problemas psicológicos’ ¿por qué entonces era guarda de seguridad armado o competía con armas de alta precisión?. Pobres raperos, ¿alguno se planteará que es más leve tener armas de guerra que cantar contra las desigualdades?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *