Opinión: Ejemplos concretos de la criminalización absoluta de la libertad de expresión.

Dibujo de MPM Arenas. 2011. Una mujer con un pañuelo que le tapa la boca y en el que ha escrito “Democracia secuestra”.

Ataques a la libertad de expresión…

OPINIÓN

Pablo Hasel declaró en la A.N. diciendo grandes verdades. Se puede estar totalmente de acuerdo con él o no, sin embargo no deja de ser criminalizado juicio tras juicio por todo ello, y eso en sí ya es un gravísimo atentado a la libertad de expresión que desenmascara la dramática situación en cuanto a la libertad de expresión que sufrimos en España.

Contra Pablo, contra todxs lxs raperos que han sido juzgados y condenados, contra ciertos periodistas por decir verdades, contra tuiteros, contra grupos musicales, vecinales, de jóvenes, contra manifestantes… El etcétera es muy largo por desgracia.

Y seguimos constatando que los medios de control de la información siguen a lo suyo… el caso represivo contra él en este juicio sigue manipulado en un montón de medios burgueses aún varios días después. Buscad en google y periódicos, radios, teles… siguen inventándose noticias para seguir criminalizando. En el juicio contra Pablo Hasel no fue pronunciada ni una sola vez la palabra ETA, pero ciertos medios la reflejan en sus noticias basura como portada sobre el juicio. ¿Y a ellos quién les juzga?

Pero también se he podido ver por internet varias entrevistas de otra cariz, que le hicieron en varios medios. Lo repito, diciendo grandes verdades, en un rap o en una red social, o ante sus censores en un edificio que aún rezuma TOP. Le piden más pena de prisión -12 años en total- que todos los galosos, torturadores y corruptos juntos hayan cumplido.

Además, y esto porque me ha llamado mucho la atención, dos de las noticias de represión más ejemplarizantes de los últimos meses, que más demuestra el verdadero carácter inquisitorial del Estado y sus jueces, han sido la encarcelación de Alfredo Remírez por tuiteos y portar ¡¡un muñeco de cartón!! de un preso político y de Julen, un joven encarcelado estos días por una pintada ¡¡a rotulador!!. Resulta que ambos son de un pueblo llamado Amurrio, localidad alavesa de 10.000 habitantes. Además de la presencia histórica de presos políticos por largos años de ese pueblo, con estos dos jóvenes presos políticos llama la atención el alto nivel represivo que han vivido y viven. Y esto se ha vivido en muchos otros pueblos de Euskal Herria, barrios de Madrid, Vigo, Barcelona… durante todo este oasis podrido que nos vendieron con la transición, y que perdidas ya para siempre muchas de sus caretas, han tenido que renovar, primero y tras el 82 con Felipe, luego con Aznar y ahora con tantos frentes de resistencia abiertos.

Pablo almacena tal cantidad de juicios y condenas, que puede acabar preso político 12 años. Por decir verdades. Por no callarse. Alfredo es el primer preso condenado por twitear, y a Julen le han dibujado en multitud de pancartas con el dibujo de un edding. No lo olvidemos a la hora de poner ejemplos de cómo está la represión en el Estado que se dice democrático y garante de los derechos humanos. A.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *