El Socors Roig de Catalunya al SRI y al pueblo de España. 1937. «Por el triunfo de la causa antifascista. Por la solidaridad de los pueblos de Iberia».

Cartel del SRI de Catalunya. «Front Unic de la sOLIDARITAT»

La solidaridad, arma imprescindible entre los pueblos

Agenda

Mensaje fraternal al Socorro Rojo y al pueblo de España

Comité Nacional del Socors Roig de Catalunya (Sección del SRI) Ayuda, nº 73 – octubre 1937

«Compañeros: en estos momentos la garra del fascismo internacional, clavándose en el cuerpo de los pueblos ibéricos, destrozando nuestro territorio, asesinando seres indefensos, ofendiendo los sentimientos que nos son más caros, tienen al menos la virtud de que Cataluña y España se sientan unidas por el dolor, por el sacrifico heroico que todos hacemos por la libertad.

El Socorro Rojo de Cataluña, cuando Madrid peligraba ante la acometida de la barbarie fascista, hizo un llamamiento al pueblo, el cual respondió magníficamente movilizándose para ayudar a la capital de la República a resistir. Y el pueblo lo hizo convencido de que ayudando a Madrid, luchaba contra la invasión fascista y por su propia libertad, pero también seguro de que su gesto sería valorizado como un abrazo fraternal y comprensivo en momentos de trágico peligro común.

El gesto de Cataluña fue comprendido por Madrid, por toda la España antifascista y tuvo resonancia internacional. Cataluña sabía cumplir con su deber de pueblo antifascista y de pueblo hermano.

Esto ha sido una colaboración entre el Socorro Rojo de Cataluña y el de España; pero desde ahora en adelante se impone estrechar más esta colaboración, ya que aparte de los derechos de hermandad, lo impone la lucha contra el enemigo común.

El Socorro Rojo de Cataluña, después de la celebración del Congreso de la Solidaridad, se impone el deber de colaborar con el Socorro Rojo de España en todos aquellos problemas comunes a las dos Secciones, seguro del buen resultado para la causa antifascista.

La circunstancia de que hijos de Cataluña y de España luchan unidos indistintamente en todos los frentes, determina que esta colaboración no debe ni puede limitarse a serlo solamente de un Comité Nacional al otro, sino con toda su amplitud.

El Socorro Rojo de Cataluña velará indistintamente por todos los combatientes, sin diferencia de pueblo, ni idioma, seguros de que el de España corresponderá fraternalmente con la misma conducta.

Obrando de esta manera es como el Socorro Rojo podrá corresponder como se merece el sacrificio de los combatientes, atendiendo sus necesidades y así dar también una justa solución al grave problema de los refugiados.

Por el triunfo de la causa antifascista. Por la solidaridad de los pueblos de Iberia.»

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.