Las enormes mentiras y datos falsos sobre el Gulag, desmentidos por la propia CIA. ¿Dónde están los 100 millones de muertos por los rojos? Más presos en USA que en la URSS.

Imagen de entrada a un gulag.

Internacional histórico:

URSS

-La verdad sobre el gulag, revelada por la CIA

Las mentiras “humanitarias” sirven para lavar el cerebro a la población y apoyar las guerras imperialistas. Alimentados por la propaganda de extrema derecha, y financiados por la CIA, los principales medios de comunicación de “noticias” describen los campos de trabajo soviéticos, también conocidos como “los Gulags”, como los medios de Stalin para reprimir a los disidentes pro democracia y esclavizar a las masas soviéticas. Sin embargo, la misma CIA que, a través de la Operación Mockingbird, le dio al ejército estadounidense el control casi total sobre la prensa convencional para fomentar la desinformación antisoviética, ha publicado documentos desclasificados que invalidan las calumnias que rodean a los Gulags.

No se puede decir que la CIA, que realizó varias operaciones antisoviéticas durante casi cinco décadas, y cuyo personal se esforzó por obtener información precisa sobre la URSS, tenga algún sesgo a favor de la Unión Soviética. Por lo tanto, los siguientes archivos desclasificados de la CIA que, sorprendentemente, “confiesan” a favor de la Unión Soviética, son particularmente valiosos.

Si bien se reconocen las duras condiciones que existían en los Gulags, al igual que con cualquier sistema de prisiones en el mundo, el objetivo de este artículo es arrojar luz sobre los siguientes hechos: (1) la dureza de las prisiones ha sido exagerada por la prensa occidental, con numerosas mentiras inventadas, (2) las estadísticas con respecto a la población del Gulag han sido exageradas, (3) hubo un esfuerzo genuino por mejorar las condiciones de la prisión cuando se tuvo la oportunidad, y (4) los estándares de la prisión eran mucho más altos que los de muchos países capitalistas.

*Las condiciones de las cárceles.

Un documento de la CIA de 1957 titulado “Campos de trabajo forzado en la URSS: Transferencia de prisioneros entre campos” revela la siguiente información sobre el Gulag soviético en las páginas dos a seis:

1. Hasta 1952, los prisioneros recibieron una cantidad garantizada de alimentos, además de alimentos adicionales por el cumplimiento de cuotas.

2. Desde 1952 en adelante, el sistema Gulag operó sobre la “responsabilidad económica”, de modo que cuanto más trabajaban los prisioneros, más les pagaban.

3. Para el cumplimiento excesivo de las normas en un 105%, un día de sentencia se contabilizó como dos, lo que reducía el tiempo empleado en el Gulag en un día.

4. Además, debido a la reconstrucción socialista de la posguerra, el gobierno soviético tenía más fondos y, por lo tanto, aumentaron el suministro de alimentos a los prisioneros.

5. Hasta 1954, los prisioneros trabajaban 10 horas por día, mientras que los trabajadores libres trabajaban 8 horas por día. A partir de 1954, tanto los presos como los trabajadores libres trabajaron 8 horas por día.

6. Un estudio de la CIA de un campamento mostró que el 95% de los presos eran delincuentes reales.

7. En 1953, se otorgó una amnistía al 70% de los “delincuentes comunes” de un campamento de muestra estudiado por la CIA. En los próximos 3 meses, la mayoría de ellos fueron arrestados nuevamente por cometer nuevos delitos.

Cartel soviético (un oso matón con esvástica, ataca la URSS, defendida por fusiles)

*Lo siguiente son extractos del documento de la CIA, subrayados y preparados para el lector:

Estos hechos niegan la narrativa de que eran prisioneros de un Gulag con trabajo no remunerado. El trabajo, de hecho, fue forzado; sin embargo, se proporcionaron recompensas materiales. Los prisioneros fueron pagados a partir de 1952 y recompensados con alimentos antes de 1952.

De acuerdo con las fantasías burguesas, el “régimen” soviético buscó deliberadamente matar de hambre a las poblaciones gulag. Sin embargo, hubo esfuerzos soviéticos para aumentar el suministro de alimentos de los prisioneros, después de la Segunda Guerra Mundial.

El hecho de que la jornada laboral fuera solo dos horas más que la de los trabajadores libres hasta 1954, e igual a la del trabajador libre desde 1954 en adelante, es una clara demostración de las tendencias igualitarias del Estado soviético.

Al mismo tiempo, el hecho notable es que los delincuentes, no los “revolucionarios pro democracia” fueron enviados a los Gulags. Como todos los sistemas de justicia, ciertamente hubo errores y algunas personas inocentes fueron enviadas a las cárceles; Sin embargo, el punto es que este hecho ha sido exagerado por la prensa imperial.

Comparemos el sistema soviético con el de los Estados Unidos. La enmienda 13 permite la esclavitud en prisión, y muchos prisioneros son víctimas de perfiles raciales. Incluso la dinastía Clinton tuvo esclavos en la provincia de Arkansas (Noticias 2017).

*Los números

De acuerdo con la página cuatro de otro documento de la CIA (1989) titulado “El sistema laboral soviético: una actualización”, el número de prisioneros en el Gulag “aumentó a unos 2 millones” durante la época de Stalin.

Estas cifras coinciden también con las estadísticas soviéticas, de logros soviéticos desclasificados. El siguiente es un documento de archivo soviético desclasificado de 1954 (Pyakhov), un extracto traducido del ruso:

“Durante el período comprendido entre 1921 y la actualidad, por delitos contrarrevolucionarios fueron condenadas 3.777.380 personas, incluida la pena de muerte a 642.980. Personas recluidas en los campamentos y prisiones durante un período de 25 años o menores: 2.369.220. En el exilio y la expulsión 765.190 personas.

“Del total de convictos, aproximadamente fueron 2,900,000 personas enjuiciadas -Colegio de OGPU, NKVD y triples Reunión especial 877,000 personas- por tribunales militares y el Colegio Militar Spetskollegiev.”

“Se debe tener en cuenta … lo establecido por el Decreto … el 3 de noviembre de 1934 Reunión Especial de la NKVD que duró hasta el 1 de septiembre de 1953: 442,531 personas fueron condenadas, incluida la pena capital. 10,101 personas a prisión. 360,921 personas a exilio y expulsión (dentro del país): 57,539 personas. Y por otros castigos (tiempo de detención, deportación al extranjero, tratamiento obligatorio): 3,970 personas … Fiscal General R. Rudenko, Ministro del Interior S. Kruglov, Ministro de Justicia K. Gorshenin.”

Los archivos soviéticos permanecieron desclasificados durante décadas, solo para ser publicados cerca o después del colapso de la Unión Soviética. Además, después de la muerte de Stalin, el jefe pro-Stalin de la NKVD (Ministerio del Interior soviético), Lavrenty Beria, ya había sido ejecutado por Khrushchev, un acérrimo anti-estalinista (Historia en una hora 2010). Estos hechos hacen que sea muy poco probable que la inteligencia soviética tenga un sesgo a favor de Stalin.

El historiador italoamericano Michael Parenti (1997, pp. 79-80) analiza más a fondo los datos proporcionados por los archivos soviéticos:

“En 1993, por primera vez, varios historiadores obtuvieron acceso a archivos de la policía soviética que anteriormente eran secretos y pudieron establecer estimaciones bien documentadas de las poblaciones de prisiones y campos de trabajo. Descubrieron que la población total de todo el gulag a partir de enero de 1939, cerca del final de las Grandes Purgas, era de 2.022.976. Alrededor de ese tiempo, se inició una purga de los purgadores, incluidos muchos oficiales de inteligencia y de la policía secreta (NKVD) y miembros del poder judicial y otros comités de investigación, quienes de repente fueron responsables de los excesos del terror a pesar de sus protestas de fidelidad a el régimen.”

“Los campos de trabajo soviéticos no eran campos de la muerte como los que construyeron los nazis en toda Europa. No hubo exterminio sistemático de reclusos, cámaras de gas o crematorios para disponer de millones de cuerpos … La gran mayoría de los prisioneros de los gulags sobrevivieron y finalmente regresaron a la sociedad cuando se les concedió la amnistía o cuando terminaron sus sentencias. En cualquier año dado, de 20 a 40 por ciento de los internos fueron liberados, de acuerdo con los registros del archivo. Sin tener en cuenta estos hechos, el corresponsal en Moscú del New York Times (31/7/96) continúa describiendo el gulag como “el mayor sistema de campos de exterminio en la historia moderna”.

“Casi un millón de prisioneros del gulag fueron liberados durante la Segunda Guerra Mundial para servir en el ejército. Los archivos revelan que más de la mitad de todas las muertes del gulag durante el período 1934-53 ocurrieron durante los años de la guerra (1941-45), en su mayoría por desnutrición, cuando la privación severa era la suerte común de toda la población soviética. (Unos 22 millones de ciudadanos soviéticos murieron en la guerra.) En 1944, por ejemplo, la tasa de mortalidad en los campos de trabajo era de 0,92 por 100. Para 1953, con la recuperación de la posguerra, las muertes en los campos habían disminuido a 0,03 por 100.”

El gran libro mentiroso «Archipiélago Gulag», del fascista Solzhenitsyn.

“¿Deberían todos los presos del gulag ser considerados víctimas inocentes de la represión roja? Contrariamente a lo que se nos ha hecho creer, los detenidos por delitos políticos (“delitos contrarrevolucionarios”) eran del 12 al 33 por ciento de la población carcelaria, que variaba de un año a otro. La gran mayoría de los reclusos fueron acusados de delitos no políticos: asesinato, asalto, robo, bandidaje, contrabando, estafa y otras violaciones punibles en cualquier sociedad “.

Así, según la CIA, aproximadamente dos millones de personas fueron enviadas al Gulag en la década de 1930, mientras que según los archivos soviéticos desclasificados, 2,369,220 hasta 1954. En comparación con la población de la URSS en ese momento, así como las estadísticas de un país como los Estados Unidos, el porcentaje de Gulag en la población de la URSS a lo largo de su historia fue inferior al de los Estados Unidos hoy o desde la década de los noventa. De hecho, según la investigación de Sousa (1998), hubo un mayor porcentaje de prisioneros (en relación con toda la población) en los Estados Unidos que en la URSS:

“En una noticia bastante pequeña que apareció en los periódicos de agosto de 1997, la agencia de noticias FLT-AP informó que en los EE.UU. nunca antes había habido tanta gente en el sistema penitenciario como los 5,5 millones retenidos en 1996. Esto representa un aumento de 200,000 personas desde 1995 y significa que el número de delincuentes en los Estados Unidos equivale al 2.8% de la población adulta. Estos datos están disponibles para todos aquellos que forman parte del Departamento de Justicia de América del Norte … ¡El número de convictos en los Estados Unidos hoy en día es 3 millones más alto que el número máximo jamás celebrado en la Unión Soviética! En la Unión Soviética, hubo un máximo de 2.4% de la población adulta en prisión por sus delitos. ¡En los Estados Unidos la cifra es de 2.8% y sigue aumentando! Según un comunicado de prensa publicado por el Departamento de Justicia de los Estados Unidos el 18 de enero de 1998, el número de convictos en los Estados Unidos en 1997 aumentó en 96, 100.

*Conclusión

Al considerar a la URSS como un importante desafío ideológico, la burguesía imperial occidental demonizó a Stalin y la Unión Soviética. Sin embargo, después de décadas de propaganda, los archivos desclasificados de EE.UU. y la URSS desacreditan a estos calumniadores antisoviéticos. Merece nuestra atención el hecho de que la CIA, una fuente ferozmente antisoviética, ha publicado documentos desclasificados que desmienten los mitos antisoviéticos que promovió y continúa promoviendo en los medios de comunicación tradicionales. Junto con los archivos soviéticos desclasificados, los archivos de la CIA han demostrado que la prensa burguesa ha mentido sobre los Gulags.

https://disentia170593049.wordpress.com/2018/11/06/la-verdad-sobre-el-gulag-sovietico-sorprendentemente-revelada-por-la-cia/amp/?__twitter_impression=true

16 comentarios sobre “Las enormes mentiras y datos falsos sobre el Gulag, desmentidos por la propia CIA. ¿Dónde están los 100 millones de muertos por los rojos? Más presos en USA que en la URSS.

  1. Gustavino Contestar

    Muchas gracias por el artículo que es clarificante. Confrontarlo con la estadística del ruso Vicktor Zemskov.

    Salud y a la por la lll que será..
    🍎
    🌟
    🍇

  2. Nicolás Contestar

    Clasificar a Estados unidos de ¨extrema derecha¨ es exagerado e incorrecto, un país en constante guerra no puede financiarse sin impuestos, que están en contra de esa ideología. Desde la crisis del 30, estados unidos encontró una excusa para cagarnos la vida a sus habitantes con un Keinesianismo de mierda que no hace más que empobrecernos.

  3. Andres Contestar

    Al paso que vais, diréis que jamas existieron las hambrunas sovieticas, las de China, los Jemeres rojos. Que Lenin, Fidel, Stalin, Mao y el Che, fueron hermanitas de la Caridad.

    Lo que es una gran mentira y una desgracia para el país donde entra, es el comunismo. Si no que se lo pregunten a los venezolanos, los cubanos, los polacos, los que viven en países de Europa del Este.

    Terror y mentira ese el lema del comunismo, que lleva 103 años hundiendo en la miseria los países que toca.

    • a andrés Contestar

      Tu fuente: El Alcazar, ABC, La Razón… La CIA, Fundacación Franco. Ahhh, y el Vaticano. Vete a volcar mierda a esos medios. Socialismo o barbarie.

  4. Natasha Ramos Contestar

    Sobre la frase de vuestro panfleto «contrariamente a lo que se nos ha hecho creer, los detenidos por delitos políticos («delitos contrarrevolucioarios») eran del 12 al 33 por ciento de la población carcelaria. ¿Os parece normal que en una sociedad haya «presos políticos»? ¿Por qué Lenin tuvo que decretar la NEP? , Os contesto, para hacer llegar comida a la población. Cuando Stalin llegó al poder, se la cargó y con ello provocó la hambruna de los años 30. Supongo que tampoco existió para vosotros. Es verdad, no estabais allí. Yo nací y viví en la URSS y sé el miedo que la población civil tenía de decir algo diferente a lo que estaba establecido, porque todas las familias tenían o habían tenido a algún familiar en los campos, de los cuales nadie sabía nada más que un día se los habían llevado de casa o habían desaparecido. Uno de ellos fue mi padre, un socialista convencido hasta su muerte. Si hubieseis vivido en esa sociedad NO hubieseis podido decir «socialismo o barbarie»; Stalin os hubiera fusilado por no decir «comunismo».

    • Igor Contestar

      Interesante tu opinión subjetiva. No es un panfleto, es un artículo sacado de datos de la CIA. Intentas darle la vuelta a la información, que parece que esa sí (y es de la CIA), no puedes contestar. La hambruna de los años 30 culpa de Stalin. Creo que coincidir como un calco con la lengua venenosa de Solzhenitsyn ya me aclara por dónde vas. Mejor la prostitución, los Mc Donals y la mafia que la NEP…

  5. Natasha Ramos Contestar

    Ni los McDonalds, ni la mafia, sí la NEP, porque salvó vidas. Y una pregunta ¿por qué vuestra fuente informativa es la CIA y no los documentos del KGB y su sucesora, o sea los propios servicios de inteligencia de la URSS ? , ¿ o es que millones de personas se dedicaron a inventar historias paralelas, mucho antes de que se publicara el Archipiélago Gulag ? ¿Qué tal un poco de historia de muchos otros historiadores que hay en el mundo, incluidos los rusos? ¿O será que no aman a su patria tanto como vosotros a un régimen que no conocisteis y mucho menos sufristeis?

    • Lector Contestar

      En el libro Gulag, de Anne Applebaum, que desde luego no es una escritora comunista ni muchísimo menos, y que escarba en los archivos de la KGB, la cifra que da sobre el Gulag es al 43 veces inferior a las mentiras de Archipiélago Gulag. Así que igual te toca estudiar a ti Natasha. Por cierto, esta web solo hace reproducción de un estupendo artículo. Lo demás lo revuelves tú.

      • Luis Alberto Fernández Contestar

        El comunismo es el infierno en la tierra, la evolución de esta despiadada locura en la Historia es el reflejo fiel de un fracaso incuestionable. El resto son discursos importados y falaces. Viva la Libertad

  6. Natasha Ramos Contestar

    Un «estupendo artículo» para quien está dispuesto a tragar con que «los archivos de la CIA han demostrado que la prensa burguesa ha mentido sobre los Gulags». Los miles de testimonios -recogidos en parte por Anne Applebaum- ofrecidos por las propias víctimas parece que no interesan en esta web. Deben ser todos burgueses, incluida toda la guardia roja que acompañó a Lenin en la Revolución de Octubre y liquidada por Stalin. Solzhenitsin cometió el error de dar un número que no podía comprobar en 1953, pero sí Applebaum, 35 años después. Sin embargo, lo asombroso es que se obvie el sufrimiento de todos esos presos o deportados, que es el objeto principal de ambas obras. No hubo crematorios, cierto; pero la exterminación tiene muchos instrumentos de ejecución: el hambre, las enfermedades, la locura, las extenuantes horas de trabajo, el insoportable frío. No hablemos de las torturas a que eran sometidos los presos políticos en las varias cárceles de Moscú. En fín, que hay tantas memorias como cabezas somos. A mi el artículo y los comentarios me recuerdan a Trump negando la evidencia de los hechos.

    • Sobre Solzhenitsin Contestar

      «Solzhenitsin cometió el error de dar un número que no podía comprobar en 1953″. En el franquismo, en TVE, el 20 de marzo de 1976 (23 años después), sostuvo y repitió la cifra de ¡¡110 millones de asesinados!! (como se ve, no hacía falta tener dato alguno para demostrar que esa cifra era totalmente imposible). 17 días antes de su visita, la policía española asesinaba a 5 obreros en Vitoria. 5 meses antes, el fascismo fusiló a 5 antifascistas. Con todo, Solzhenitsin dijo: «Si gozásemos en la URSS de vuestras libertades quedaríamos boquiabiertos»
      Más: Solzhenitsyn dijo que 110 millones, igual que Robert Conquest, aunque luego con su triunfo en la prensa occidental los ajustó a 29 millones. La BBC, en su última parodia en forma de documental, los cifra en 56 millones de muertos. La premio Pulitzer por “Gulag”, Anne Applebaum, advirtiendo de las cifras fantásticas y desorbitadas, lo sitúa en 3 millones de personas. Pero llegaron 3 investigadores rusos y pusieron luz para quien quisiera en 9.000 páginas, al poder analizar una a una las cifras y archivos secretos de la KGB y demás servicios secretos. En su primera entrevista a la prensa no rusa, el académico Viktor Zemskov dijo en La Vanguardia en junio de 2001 “entre 1921 y 1953, () las muertes políticas fueron 1,4 millones.” Y aclara la represión a los Kulaks y las hambrunas añadidas como asesinatos.
      La evidencia de los hechos señala que se ha cometido una mentira histórica (emanada del más servil anticomunismo). Represión en la dictadura del proletariado sí la hubo y la tendrá que haber. Pero de ahí a manipular la historia con cifras y relatos fantásticos (el de miles de presos comunes que se sintieron represaliados por ‘política’ y así lo contaron a quien quisiera escribirlo), va un todo. Y ya que citan a Trump, no has podido desmontar el título del artículo: Más presos en USA que en la URSS.

  7. Natasha Ramos Contestar

    No, no he desmontado el título del artículo, ni lo pretendo, porque me parece una fantasía. Además mis esfuerzos para hablar sobre las penalidades que sufrieron las personas chocan con los números de los informes, incluso contradictorios, que ofreces. A mi todos los presos políticos me parecen injustificados en cualquier régimen y pude demostrarlo en el momento en que Franco fusilaba a nuestros conciudadanos. Así que la frase «Represión en la dictadura del proletariado sí la hubo y la tendrá que haber», ya me demuestra que estáis dispuestos a hacer callar a cualquier persona que opine lo contrario. ¿Qué os escandaliza, pues, de la represión de la dictadura franquista? Un lado y otro coinciden en sus intenciones y hechos. Y por cierto, muchos de los que sufrieron la Lubianka y los campos eran ROJOS, combatientes en la columna Karl Marx u otras del ejército republicado y afiliados al PCE y PSUC. Y hablando de artículos del Código Penal ruso, se te ha olvidado citar el 58 y sus muchos puntos, aplicado a los «políticos», a los que según vuestro artículo, eran simples delincuentes. Por ejemplo, Ana Ajmátova, poeta; Mandelshtam, poeta; Serguey Prokofiev, músico; Evguenia Ginsburg y su marido, ambos profesores y comunistas, y, repito, toda la guardia roja de la Revolución de Octubre. Ah, y un detallito. ¿Cómo es que los muchos miles más de presos que hay en USA no hablan de las torturas y penalidades sufridas para desprestigiar el régimen que tan mal los ha tratado? ¿Cómo es que no huyeron hacia el paraíso soviético? Nadie les negaba la salida. Yo veo que allí no se cortan un pelo ante la barbarie del abuso policial y son capaces de cargarse a un presidente por espiar al oponente, además de una filmografía que no duda en denunciar lo denunciable. Lo que me parece un escarnio es defender la figura de Stalin como un aplicador de justicia justa. Vosotros seguid con vuestro dogma. Yo soy atea, así que sólo creo en lo que los hechos y los testimonios de muchas personas, incluida la KGB, dicen. No de un informe hecho ad hoc, mentiroso e infame y que vosotros consideráis el culmen de la verdad; un vehículo para informar de las bondades de la cadena de campos de reclusión, conocido como GULAG, en los que -perdonen la insistencia- NO SE PAGABA nada al preso y mucho menos se le daba de comer bien. El cumplimiento de cuotas del trabajo se premiaba con un cacho más de pan. Al que no lo cumplía con lo programado, se le rebajaba la exigua ración. PASABAN HAMBRE y mucho morían por inanición, especialmente en los campos de mujeres y niños. Otra vez perdonen, seguramente las fotos estaban trucadas, como los nazis defienden que lo son las de los campos de exterminio de Auschwitz y otros. Yo tuve suerte, porque la deportación de mi madre y mía, con 1 año y medio, sólo fue un sueño. Quedaros con vuestro panfleto si eso os hace felices. Yo seguiré pensando que tenéis derecho a creer en lo que os dé la gana porque vuestra mente es libre y vivís en una democracia que os permite manifestaros en la libertad que «la dictadura del proletariado» os negaría si no fueseis sus acólitos.

  8. Alberto Contestar

    Todo lo que pone en este reporte es cierto , yo viví en un gulag durante 7 años y no puedo tener ninguna queja la jornada era de 8 horas pero parábamos cada 30 minutos para descansar , el desayuno estaba bien café y cruasanes calientes , la única pega que no tenían leche sin lactosa pero se lo comenté a un funcionario y a las pocas semanas me la suministraron, a medio día menu con 3 primeros y tres segundos , el postre era un pastel de frutas del bosque o café , aunque a veces podías tener las 2 cosas , la paga no era mala , en los 5 primeros años pague la hipoteca y con el sueldo de los otros 2 años me pille una casita en el pueblo , los epis eran de lo mejorcito, botas con punta de acero , guantes de cuero y casco , también podías pedir abrigo de invierno pero normalmente cuando hacía frío no nos dejaban salir para que no nos resfriaramos , la verdad que se echa de menos…..
    UN POCO DE RESPETO PARA LAS VICTIMAS DE ESE SISTEMA POLÍTICO GENOCIDA , ENTIENDO QUE TAMBIÉN HAY GENTE QUE SE EQUIVOCA DEFENDIENDO A LOS NAZIS PERO NADIE TENDRIA EN CUENTA NINGUN ARTICULO COMO ESTE DEFENDIENDOLOS , PARA LA GENTE QUE HA LEIDO UN POCO ESTA CLARO QUE NO HAY NINGUNA DIFERENCIA ENTRE LA EXTREMA DERECHA Y LA IZQUIERDA AMBAS HAN MASACRADO Y ARRUINADO LA VIDA DE MILLONES DE PERSONAS Y NO DEBERÍAN EXISTIR , CONOCEMOS ALGUN PAIS COMUNISTA QUE NO SEA O HAYA SIDO UNA DICTADURA? CONOCEMOS ALGUNO QUE NO HAYA EMPOBRECIDO A SU PUEBLO Y ALGUNO EN EL QUE SUS DIRIGENTES NO FUERAN MILLONARIOS ? DESDE EL PALACETE RUSO AL CHALET DE GALAPAGAR , EXTREMISTAS NO ! NI DE UN LADO NI DEL OTRO ! QUE NOS DEJEN DE GUERRAS DE RAZAS , DE CLASES DE SEXOS Y SE VAYAN A LA P…………

  9. Antifascismo siempre Contestar

    Es lo que pasa cuando se lee el título de un artículo y se aprovecha para soltar la gracieta y volcar nuestra ideología ‘antiextremismos’, y se nos cuela llamar comunista al de Galapagar. Lo siento Alberto, se trata de guerra de clases. Lo de guerra de razas, sexos y tal, pregúntale al fascismo, que son expertos…

  10. Trisolaris Contestar

    No se puede discutir contra la estupidez humana.
    Ésto no es una cuestión de derechas ni de izquierdas ( parece que para algunos de vosotros el Gulag era un balneario y Stalin un servicial masajista).
    Tampoco os creéis los testimonios que Eugenia Ginzburg cuenta en «Vértigo»?
    «Nada Fluye» de Vasili Groosman os parecerá un panfleto, verdad?
    Es increíble la ceguera que llega a causar la defensa de un ideal político. Por desgracia, esa ceguera os vuelve ,a la vez, peligrosos y estúpidos. Es realmente curioso que la CIA sea una fuente de información válida para vosotros (sólo en el caso del Gulag, verdad?). Si los informes de la CIA fuesen sobre las distintas dictaduras ocurridas en América Latina, estoy seguro de que ya no sería una fuente de información fiable.
    En fin…No vale todo a la hora de excusar vuestro querido comunismo. Abrid los ojos!

  11. a Contestar

    Realmente no quiero buscar el detalle pero me parece que la imagen corresponde a un fotograma de la película de los muppet

Responder a Antifascismo siempre Cancelar la respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.